Peligros Respiratorios en las Fincas

Hoja Informativa sobre Peligros Respiratorios en las Fincas.
Peligros Respiratorios en las Fincas - Articles

Updated:

Muchas personas asocian la agricultura con el aire fresco y un ambiente saludable donde los agricultores trabajan y viven. Sin embargo, la agricultura está llena de peligros respiratorios como por ejemplo los gases de pesticidas, los campos polvorientos, las acu-mulaciones peligrosas de sulfuro de hidrógeno en las fosas de estiércol y los pozos de bombeo, el dióxido de nitrógeno en silos convencionales, etc. El "Pulmón del Granjero", el Síndrome Tóxico del Polvo Orgánico (ODTS, por sus siglas en inglés) y la enfermedad causada por los forrajes almacenados en los silos son tres enfermedades profesionales asociadas con la producción agrícola. El asma se está convirtiendo en una enfermedad respiratoria para muchos agricultores.

Peligros Respiratorios de las Fincas

Uno de los principales causantes de las enfermedades respiratorias para los agricultores son las esporas de los mohos. Las esporas de los mohos son producidas por microorganismos que crecen en las plantas vivas y en el heno embalado, el grano almacenado o en el ensilaje con alto contenido de humedad (30 por ciento). Estos microorganismos se activan cuando las temperaturas alcanzan los 70 grados centígrados en zonas mal ventiladas. Los agricultores suelen contraer estas enfermedades en el invierno y a principios de la primavera ya que el moho ha tenido tiempo de desarrollarse en los lugares de almacenamiento cerrados y cuando la cosecha está siendo retirada del almacenamiento.

Las altas concentraciones de esporas de moho aparecen en forma de polvo seco, blanco o gris en el grano o el forraje. Cuando se mueve el alimento, miles de millones de estas partículas de tamaño microscópico pasan al aire y se adhieren al polvo. Las partículas pasan a través de mecanismos de filtro naturales del cuerpo (por ejemplo, la nariz, el pelo y mucosas de la garganta) y se acumulan en los pulmones, donde pueden causar un tipo de neumonía que es alergénica. Los ataques repetidos pueden conducir a la cicatrización del tejido pulmonar lo cual dificulta su función y puede causar daño permanente.

"Pulmón del Granjero"

El "Pulmón de Granjero" también llamado neumonitis por hipersensibilidad del agricultor (FHP por sus siglas en inglés) es una enfermedad alérgica no infecciosa que afecta el funcionamiento normal del pulmón. Esta condición es causada por la inhalación de las esporas de moho de heno embalado, grano almacenado o ensilaje con alto contenido de humedad (30%). Estas esporas de moho son tan minúsculas que aproximadamente 250.000 de las mismas pueden caber en la cabeza de un alfiler por lo que una persona podría aspirar fácilmente una gran cantidad en tan sólo unos minutos. Una vez que se inhalan, estas esporas se transportan fácilmente a la parte inferior de los pulmones y causan síntomas que aparecen en cuatro a seis horas. La exposición a las esporas de moho puede producir los siguientes síntomas: primero hay una reacción tardía de 3 a 8 horas durante la cual el paciente puede desarrollar dificultad para respirar, presión en el pecho, fatiga, tos seca, dolor muscular, dolor de cabeza, escalofríos y fiebre. La etapa más grave de la reacción puede durar aproximadamente 12 a 48 horas pero algunos efectos pueden durar hasta dos semanas. Los síntomas de una exposición aguda finalmente desaparecen sin un efecto aparente a largo plazo, sobre todo luego de la primera exposición o exposiciones leves.

La reacción alérgica a estas esporas de moho puede ser aguda, parecida a la gripe o la neumonía o con síntomas crónicos similares a un resfriado de pecho persistente. Si un productor ha sido diagnosticado con pulmón de granjero, debe evitar cualquier exposición adicional a las esporas de moho para reducir el riesgo de que su condición empeore hasta el punto en que podría ser fatal. Si un agricultor piensa que puede tener pulmón de granjero, debe contactar a su médico de inmediato para explicarle sus síntomas y el riesgo de salud ocupacional por contraer una enfermedad respiratoria relacionada a la agricultura.

Siga las siguientes recomendaciones para reducir el riesgo de contraer el pulmón de granjero:

  • Identifique y reduzca los contaminantes en su lugar de trabajo.
  • Disminuya su exposición a los contaminantes (por ejemplo, esporas de moho).
  • Reduzca las esporas de moho mediante el uso de inhibidores de moho disponibles en el mercado.
  • Coseche, embale, almacene y ensile los granos al nivel de humedad recomendado para reducir el crecimiento de moho.
  • Examine su sistema de alimentación para identificar maneras de automatizar la alimentación para reducir la liberación de esporas de moho en el aire.
  • Evite trabajar en lugares con polvo en espacios cerrados.
  • Ventile (por ejemplo, con ventiladores, sopladores de escape, etc.) para eliminar mecánicamente los contaminantes del aire.
  • Use una máscara antipolvo con correa doble o un respirador equipado con un filtro para polvo orgánico de calificación mínima N95 para reducir su exposición a los contaminantes.

Síndrome Tóxico del Polvo Orgánico

El Síndrome de los Descargadores de Silo es otro nombre para el Síndrome de Toxicidad del Polvo Orgánico (ODTS) porque la condición a menudo se produce durante la descarga de silos. Otros nombres para esta condición son fiebre de grano, alveolitis tóxica o micotoxicosis pulmonar. Existen enfermedades similares asociadas con otras ocupaciones agrícolas llamadas Pulmón de Bird Fanciers, Pulmón de los Trabajadores de la Industria del Champiñon y la Enfermedad de la Pulpa de la Madera para los Trabajadores.

ODTS es causada por la exposición a grandes cantidades de polvo orgánico. Los silos, el almacenamiento de granos, los graneros y los lugares donde se crian cerdos, aves de corral son algunos de los lugares de la granja que pueden tener altos niveles de polvo. Esta enfermedad puede manifestar síntomas en aproximadamente cuatro a seis horas después de la exposición. Los síntomas incluyen tos, fiebre, escalofríos, fatiga, dolor muscular y pérdida de apetito. El ODTS y el pulmón de granjero son similares tanto en las rutas de entrada como en los síntomas. Dado que los síntomas del pulmón de granjero y de ODTS suelen ser similares a otras condiciones de salud (por ejemplo, neumonía, gripe, etc.), los agricultores y miembros de la familia no reconocen las enfermedades y son mal diagnosticados por los médicos que no están familiarizados con los peligros de salud agropecuaria.

Para reducir su riesgo de contraer ODTS, siga las mismas recomendaciones mencionadas para la prevención del pulmón de granjero. Use un respirador para reducir su exposición a polvo orgánico. Implemente las mejores prácticas de gestión para mantener una buena calidad del aire en lugares de confinamiento utilizados para cerdos y aves de corral y use siempre el equipo adecuado de protección respiratoria.

Enfermedad debido a los Forrajes Almacenados en los Silos (Silo Filler's Disease)

La Enfermedad debido a los Forrajes Almacenados en los Silos se produce cuando una persona inhala el gas dióxido de nitrógeno producido durante la fermentación del ensilaje. El peligro principal de esta enfermedad es que la persona expuesta a este gas del silo puede no tener síntomas aunque ya se ha producido el daño pulmonar. Por ejemplo, se puede acumular líquido en los pulmones de una persona hasta 12 horas después de que haya sido expuesta a dióxido de nitrógeno.

El Instituto Nacional de Seguridad y Salud Ocupacional (NIOSH) ha determinado que 20 ppm es una exposición de nivel moderado y se llama "peligro inmediato para la vida y la salud" (IDLH). A este nivel, un agricultor puede tener los siguientes síntomas: tos, hemoptisis (tos con sangre), dificultad para respirar y dolor de pecho. En un nivel superior de 100 ppm, el agricultor puede tener edema pulmonar (líquido en los pulmones) y la inflamación en los pulmones que provoca problemas respiratorios a largo plazo o la muerte. Las concentraciones más bajas (15 a 20 ppm) aún se consideran peligrosas y pueden dar lugar a una insuficiencia respiratoria. Busque atención médica inmediatamente si usted ha estado expuesto a cualquier nivel de gas del silo.

Siga estas recomendaciones para reducir el riesgo de contraer esta enfermedad:

  • Nunca entre al silo durante los primeros 2-3 días después del llenado.
  • Si se requiere la entrada después de 3 días, ventile el silo y todas las zonas adyacentes usando el soplador de silo durante 15 a 20 minutos antes y durante la entrada.
  • Utilice un monitor de gas portátil para monitorear los niveles de gas y oxígeno en el silo.
  • Siempre debe haber un mínimo de dos personas fuera del silo con las que pueda comunicarse visualmente en todo momento.
  • Use un arnés adjuntándolo a una línea de vida y punto de anclaje seguro.
  • Use una máscara anti polvo clasificada como N95 si entra en el silo después del período post-llenado de tres semanas.
  • Si la entrada es completamente inevitable durante el período de las tres semanas, use un aparato de respiración autónoma.

Asma

La alta incidencia del asma es de gran preocupación. El asma produce una obstrucción en el flujo de oxígeno, hiperreactividad bronquial e inflamación crónica de las vías respiratorias que pueden causar sibilancias, falta de aire, tos y opresión en el pecho. El asma típicamente se clasifica en 2 tipos, alérgica o no alérgica. El asma alérgica o atópica es causada por la exposición a un alérgeno (por ejemplo, el polen, la caspa de mascotas, moho, etc.). El asma no alérgica es causada por la exposición a las sustancias no alergénicas (por ejemplo, polvo de granos, productos de limpieza, humo de madera, etc.). A su vez, los tipos de asma pueden dividirse en categorías adicionales: ocupacional, inducida por virus, nocturna y Síndrome de Disfunción Reactiva de las Vías Respiratorias (SADS por sus siglas en inglés).

Siga estas recomendaciones para reducir el riesgo de desencadenar un ataque de asma:

  • Almacene los granos en los niveles de contenido de humedad recomendados para reducir el crecimiento de las esporas del moho.
  • Ventile los lugares donde viven los animales para reducir la acumulación de amoníaco y otros gases.
  • Quite con frecuencia los excrementos de los animales de la finca para disminuir la acumulación de amoníaco y reducir la exposición a la orina y los alérgenos fecales.
  • Identifique los lugares de alto riesgo de polvo en la finca y reduzca la cantidad de polvo para reducir la exposición al mismo.
  • Cuando limpie un establo o granero aplique un poco de agua para reducir el riesgo de polvo en el aire.
  • Use un respirador para partículas desechable aprobado por NIOSH tipoN-95 o N-100 al completar tareas de trabajo (por ejemplo, limpieza, recolección, manejo de granos, etc.) para protegerse del polvo, bacterias, hongos, insectos y productos de origen animal.

Conclusión

Los respiradores pueden prevenir este tipo de enfermedades respiratorias relacionadas con la agricultura de producción - pero sólo si usted usa uno! Asegúrese de elegir el tipo de respirador para el peligro (s) que se encontrará. En poco tiempo, el uso de un respirador se convertirá en un hábito.

Referencias

Dennis J. Murphy, Profesor de Seguridad y Salud Agrícola Nationwide Insurance. Traducido por María Gorgo-Gourovitch

Authors