La Hormiga CidroneLa

La Hormiga CidroneLa - Articles
La Hormiga CidroneLa

Gary Alpert, Harvard University, Bugwood.org

Lasius interjectus, la hormiga amarilla más grande

Acanthomyops claviger, la hormiga amarilla más pequeña

Introducción

Las hormigas cidronelas toman su nombre de la verbena del limón o del olor a cidronela que emiten cuando se ven amenazadas. Es más notable cuando las hormigas son aplasta- das. Estas son insectos subterráneos que se alimentan de las excreciones dulces de los áfidos e insectos de la harina que se alimentan de las raíces de los arbustos.

Ambas, la hormiga amarilla grande como la hormiga amarilla pequeña, se encuentran a través de los Estados Unidos con- tinental. Son muy comunes en el este de los Estados Unidos y son, frecuentemente, confundidas con termitas cuando se juntan en gran número en áreas de vivienda en los hogares. En ambas especies, el enjambre (hormigas aladas) puede variar en color desde el más común amarillo claro al amarillo rojizo oscuro o marrón claro. Las obreras son típicamente amarillas con menos variación de color que el enjambre.

Descripción

De las dos especies, la hormiga amarilla grande (L. interjectus) es la más comúnmente encontrada en los hogares de Pennsylvania (Fig. 1.) Las obreras miden de 4 a 4.5 mm de largo y tienen las antenas divididas en doce segmentos, con el "cuerno" (el primer segmento de la antena) justamente tocando la parte de arriba de la cabeza. Estas tienen un simple nudo, pedículo, conectando el tórax y el abdomen, con escasos vel- los erectos en la cabeza, tórax y abdomen. El enjambre son aproximadamente el doble del tamaño de las obreras y tienen las alas de color ahumado oscuro. Como las obreras, también pueden variar en color desde un amarillo claro a un rojizo mar- rón claro.


Figura 1. La Hormiga Cidronela

Aparte de su tamaño (las obreras miden de 3 a 4 mm), las hor- migas amarillas pequeñas son similares a las hormigas amaril- las más grandes.

Ciclo de Vida

Poco se sabe de los trabajos internos de estas colonias subter- ráneas. Las hormigas son partidarias de vigilar los áfidos (tanto como los granjeros lecheros a sus vacas) y recogen las excre- ciones dulces que excretan. No son conocidas por buscar otras fuentes de alimentos. Los lugares de anidaje pueden incluir madera abierta, pastos, campos abandonados, jardines, césped, y cerca de los fundamentos de las casas. También algunas colo- nias están localizadas debajo de las losas de concreto y grandes rocas, en y bajo troncos podridos.

Los hormigueros pueden encontrarse en y alrededor de casas en cualquier época del año. Es más común encontrar los hor- migueros de mediados a final de verano, pero se han recogido hormigueros en casas durante finales de otoño y comienzos de primavera. Estos hormigueros de comienzo y final de tempo- rada son posiblemente una anormalidad creada por los terrenos tibios debajo y adyacentes a estructuras calentadas.

Manejo

Las hormigas cidronelas deben ser consideradas sólo como una especie de plaga molestosa. Normalmente, no se observan a menos que entren a través de grietas en bloques o alrededor de aberturas en las puertas. Aunque estas investigaciones pueden alarmar a los dueños de los hogares, las hormigas no se reproducen dentro del hogar ni atacarán bienes guardados o estructuras.

En algunos casos los hormigueros pueden encontrarse repeti- damente y deben intentar localizar la colonia o colonias. Las colonias tienen típicamente terraplenes de tierra alrededor de las aberturas donde la tierra excavada es depositada. Estos ter- raplenes pueden ser tratados inyectándoles insecticidas dentro de los hoyos. Aunque numerosos insecticidas están marcados para control de hormigas, muchos de estos pueden ser usados por individuos con licencia. Por lo tanto, compañías profesion- ales de control de plagas deben ser contactadas ya que pueden usar materiales no disponibles al público en general y tienen acceso a equipo de aplicación especializados.

Aviso de Precaución

Los pesticidas son venenosos. Lea y siga las instrucciones y precauciones de seguridad en las etiquetas. Maneje con cui- dado y guarde en su envase marcado original fuera del alcance de niños, mascotas y ganado. Disponga de envases vacíos al instante, de manera segura y en un lugar seguro. No contamine forraje, ríos o estanques.

Steven B. Jacobs, Decano Asociado de Extensión Departmento de Entomologia

Revisado enero 2014