Acaro de la Erupción Prurítica Papular de la Hoja

Acaro de la Erupción Prurítica Papular de la Hoja - Articles

Updated: August 8, 2017

Acaro de la Erupción Prurítica Papular de la Hoja

Pyemotes herfsi, Acari: Pyemotidae

El ácaro de la erupción prurítica papular de la hoja, el cual se cree se originó en Europa, ha sido registrado desde Australia, India, Egipto, Chile y, más recientemente, los Estados Unidos. El primer registro de este ácaro en los EE.UU. se produjo en Kansas en el otoño del 2004, donde se estima que infestó a alrededor de 19.000 personas. Desde entonces, ha sido reportado en Illinois, Nebraska, Ohio, Oklahoma, Missouri, Tennessee, Texas y, en el 2007, en Pennsylvania (Condado de Lancaster).

Este ácaro puede producir una erupción prurítica (que pica) que es a menudo eritematosa (enrojecimiento de la piel) y papular (con grano pequeño, elevado como protuberancias). Aunque se ha reportado de que se alimentan de muchos insectos diferentes, cuando crecen en números, cambian su principal fuente de alimentación buscando huéspedes alternos y, sin darse cuenta, muerden a los seres humanos.

Descripción

Los Pyemotes herfsi, parientes cercanos del ácaro prurito de la paja, el Pyemotes tritici, son casi invisibles a simple vista (midiendo 0,2 mm de longitud). Son alargados, de color rojizo canela y tienen un exoesqueleto brillante. Los cuatro pares de patas están situadas dos en la parte trasera del ácaro y los otros dos pares se encuentran en la parte posterior. Las hembras, llenas de crías, son relativamente grandes debido a un abdomen extendido en el que las crías, que pueden ser hasta 250, crecen hasta la edad adulta.

Historia de Vida

Los machos adultos emergen del abdomen de su madre antes que las hembras y se aparean con las hembras adultas a medida que estas emergen. La proporción de machos a hembras se estima entre 1:10 a 1:20. Después de aparearse, los machos mueren, al nunca haberse alimentado. Las hembras apareadas, a continuación, encuentran una pápula en la hoja y entran (probablemente) a través de las pequeñas aberturas en los extremos del margen doblado de estas pápulas. La agalla que enrolla parcialmente la hoja (un mosquito pequeño de la familia Cecidiomyiidae) normalmente ataca a los robles de pino, pero también puede atacar a otros grupos de 'robles rojos'. Se ha informado también que el ácaro de la erupción prurítica papular de la hoja se ha encontrado en productos almacenados y de granos donde se alimentan de diversas plagas de estos productos y de las galerías de los escarabajos horadores de madera de las familias Scolytidae y Anobiidae. Estos ácaros pueden invernar en estas áreas protegidas o dentro de las hojas o en la hojarasca sobre el terreno.

Los ácaros femeninos fecundados atacan las larvas de las agalla, paralizándolas con veneno que puede paralizar a una presa que es 166,000 veces el tamaño del ácaro. El ácaro (una hembra fecundada) se alimenta de la presa y permanece pegada a esta hasta que sus crías emergen. El lapso de tiempo entre generación es tan solo de una semana, permitiendo a los ácaros a ser muy numerosas en un corto período de tiempo. Una muestra tomada las hojas de robles de pinos infestados tenían hasta el 84% de las agallas infestadas con ácaros.

Manejo

La mayoría de las picadas del Pyemotes herfsi tienden a ocurrir desde finales del verano al otoño, cuando el ácaro se ha desarrollado en grandes poblaciones. Los estudios han demostrado que los ácaros pueden caer de los árboles en números de hasta 370,000 al día. También son fácilmente transportados por el viento y pueden entrar a través de la tela metálica de las ventanas y picar a las personas aunque no vayan a menudo afuera. La mayoría de las picadas, sin embargo, le ocurren a las personas que trabajan en jardinería, en especial a los que rastrillan las hojas de robles infestadas durante el otoño.

Controlar el ácaro de la erupción prurítica papular de la hoja no se logra fácilmente. Los aerosoles para árboles no penetran en las agallas por lo que los ácaros están protegidos. Existen resultados variados de la utilización del DEET (un repelente para mosquitos y garrapatas). La mejor manera para las personas protegerse es limitando el tiempo que pasan debajo de los árboles infestados y de inmediato lavando sus ropas y después ducharse.

Los médicos sugieren el uso de lociones de calamina y otras cremas para reducir la picazón - que a veces puede ser intensa. No se aconseja que se rasquen las áreas de las mordeduras ya que pueden infecciones bacterianas secundarias.

Autor: Steve Jacobs

Abril 2010

Traducido por: Edgar Martinez & Elba Hernandezsveltaflor@hotmail.com